Reproducción asistida: ivi Valencia

EL IVI es el Instituto Valenciano de Infertilidad, lider mundial en tratamientos de reproduccion asistida, Se solicita un post en el que se trate el tema de la reproduccion asistida de una forma sencilla, básicamente el tratamiento de reproducción asistida ayuda a las parejas con problemas para concebir hijos de forma natural y los tratamientos que le pueden ayudar a esas parejas a cumplir su sueño.

Análisis transaccional: miedos internos y sanación del niño interior

Los miedos interiores al final no son más que eso miedos: “El miedo o temor es una emoción caracterizada por un intenso sentimiento, habitualmente desagradable, provocado por la percepción de un peligro, real o supuesto, presente, futuro o incluso pasado (muchas veces, el miedo se proyecta como ALARMA de alguna mala experiencia pasada).

Es una emoción primaria que se deriva de la aversión natural al riesgo o la amenaza, y se manifiesta en todos los animales, por ejemplo el ser humano. La máxima expresión del miedo es el terror. Además el miedo esta relacionado con la ansiedad.

Tener miedo es sano, nos pueden alertar de un peligro o una amenaza, son una defensa, pero si nos paran a poder desarrollar nuestra vida normal, entonces no son buenos, pueden no estar basados en la realidad incluso hacernos verla diferente.

Existe miedo real cuando la dimensión del miedo está en correspondencia con la dimensión de la amenaza. Existe miedo neurótico cuando la intensidad del ataque de miedo no tiene ninguna relación con el peligro. Ambos, miedo real y miedo neurótico, fueron términos definidos por Sigmund Freud en su teoría del miedo. En la actualidad existen dos conceptos diferentes sobre el miedo, que corresponden a las dos grandes teorías psicológicas que tenemos: el conductismo y la psicología profunda. Según el concepto conductista el miedo es algo aprendido. El modelo de la psicología profunda es completamente distinto. En este caso, el miedo existente corresponde a un conflicto básico inconsciente y no resuelto, al que hace referencia”

En el vídeo que hoy os hemos dejado hablamos de eso, justo, de los miedos y de cómo tratarlos. Algunos les llamamos demonios, cada uno tiene los suyos, y al final vienen de lo más profundo. Pero ¿qué hacer con ellos? Os animamos a ver el video y valorar qué os parece la actitud de la persona que protagoniza el mismo.

El análisis transaccional 

Nos puede ayudar a poder analizar mejor nuestros miedos y nuestra personalidad, hay un concepto llamado Estados del yo, en el qe se define como sistemas coherentes de pensamiento y sentimiento manifestados por los patrones de conducta correspondientesson los componentes de la personalidad y pueden clasificarse en tres tipos llamados Adulto, Padre y Niño.

Cada persona durante cada día puede ubicarse en un tipo u otro, variando su modo de sentir, pensar y actuar según el estado del yo en que se encuentre.

  • Padre: la persona siente, piensa y actúa de modo similar a la versión que ha interiorizado de una figura relevante de su infancia (autoridad). Estas figuras son principalmente los padres, y también abuelos, tías y tíos, hermanos y hermanas varios años mayores, cuidadoras, vecinos e incluso personajes de películas. Así, alguien puede comprar fruta pidiéndola con la misma frase que utilizaba su madre reproduciendo su modo de cruzarse de brazos y sostener la cartera, a la vez que piensa que hay que vigilar la balanza del peso pues hay que desconfiar de los tenderos.
  • Adulto: acorde con las capacidades que se han ido desarrollando a lo largo de la vida, los conocimientos que ha ido adquiriendo y la experiencia que ha venido acumulando, la persona en su momento actual tiene un modo de sentir más estable, un modo de pensar que considera tanto lo específico e inmediato como el contexto general y las consecuencias y puede modular su comportamiento. Quien esté situado en un estado del yo Adulto, además de sentirse muy alegre con el millón de euros ganado en la lotería, sopesa qué hacer con el mismo. Por eso, mantiene el anonimato frente a los representantes de entidades bancarias que se agolpan en la administración donde registró el boleto y que ofrecen vistosos regalos si el afortunado guarda el dinero en su banco.
  • Niño: el modo de sentir, pensar y actuar es similar al de cómo lo hacía la persona en determinadas épocas de su infancia; la cual se caracteriza en general por la preferente intensidad y volubilidad emocional, pensamiento predominantemente centrado en lo inmediato y comportamiento tendente a ser impulsivo. Una persona de cincuenta años ubicada en este tipo de estado del yo, puede entusiasmarse ante una oferta de calzado de “pague 2 y llévese 3” y comprar cuatro pares de zapatos; sin dar importancia a que los números que quedan son dos tallas superiores a la suya, del mismo modo que quería de pequeño un abrigo por sus colores vistosos, aunque le estuviera muy pequeño.
    • Los miedos más inconscientes estarían ahí albergados.

Con esta reflexión lo que nos gustaría es poder transmitir dos ideas:

La cercanía al miedo es buena, acercarnos a nuestro niño interior, a nuestros miedos para poder intentar entenderlos, racionalizarlos, calmarlos y enfrentarlos. El miedo al abandono, el miedo a la pérdida, el miedo al dolor…

El cambio, la voluntad y la capacidad de cambio existe, sólo deberíamos tomar conciencia para empezar, acercarnos a nuestros miedos e intentar entenderles de manera que una vez hayamos tomado conciencia de ellos seamos capaces de poder contar con la capacidad de mejorarlos.

 

Sueño, sueñito

Image

Y tu manita se unió a la mía
como agua de mayo
en noches de tormenta.
Tus ojitos me miraban
con cariño, sin enfoque,
buscando la complicidad que une
a un hijo con su madre,
sin pedir nada a cambio,
buscando amor poco a poco.
 
Y esto era un sueño,
pronto y tarde, que
quizá en un mes llega,
que quizá en un mes sale.
Adelante, adelante,
siempre para adelante,
sueñito de mi vida,
sueñito de tu mami.
 
MSM
A %d blogueros les gusta esto: